Sé responsable

Sé responsable


El sol es imprescindible para la vida y tiene múltiples efectos beneficiosos para el hombre como favorecer la síntesis de vitamina D y la circulación sanguínea, mejorar determinadas enfermedades de la piel e incluso influye en el estado anímico interviniendo en la producción de neurotransmisores.

Actualmente, gracias a la tecnología TRANSOL podemos disfrutar de bañadores que permiten el paso de un 50% de los rayos solares, facilitando un bronceado más uniforme.

 sol

 

Pero hay que recordar que EL SOL EN EXCESO DAÑA LA PIEL produciendo quemaduras, envejecimiento cutáneo prematuro y cáncer de piel, entre otros.

Para prevenir este tipo de lesiones hay que evitar una exposición intensa y prolongada al sol, especialmente en las horas de máxima radiación entre las 12:00 y las 16:00h.

Y SIEMPRE que se esté expuesto al sol proteger la piel mediante el uso de prendas de vestir adecuadas, gafas solares homologadas y cremas con filtros solares (FPS superior a 15).

Es por tanto IMPRESCINDIBLE  utilizar cremas con filtros solares en toda la piel, incluso la que queda cubierta por el bañador. 

CÓMO UTILIZAR CORRECTAMENTE LA PROTECCIÓN SOLAR

IMG%209%20-%2010.jpg
  • Escoge el tipo de crema y el factor de protección adecuado a tu piel, pero que sea siempre igual o superior a 15.
  • Aplica la crema en cantidad suficiente para cubrir toda la piel, que debe estar bien seca, 30 minutos antes de la exposición solar y repetir al menos cada 2 horas o tras baños prolongados.
  • Utiliza cremas resistentes al agua y fricción si vas a bañarte o realizar ejercicio.
  • Aplica el protector solar aunque este nublado.
  • No pulverices agua sobre la piel mientras estés expuesto al sol.
  • No utilices colonias con alcohol pues es fotosensibles
  • Protege la cabeza con sombrero o gorra, los ojos con gafas de sol y los labios con protector labilal.

Y ante todo sé prudente:

  • Evita el sol en exceso, y entre las 12:00h. y las 16:00h.
  • Pasear o hacer algún ejercicio es mejor que estar horas inmóvil tumbado al sol.
  • Bebe abundantes líquidos sin alcohol.
  • Si tomas algún medicamento, asegúrate de que es compatible con el sol.

 

DISFRUTA DEL SOL CON PRECAUCIÓN
Dra. Silvia Ridaura